Universidad Nacional Autónoma de México
Dirección General de Servicios de Cómputo Académico
Año 7 Núm. 74, Publicación Mensual, 27 de Noviembre de 2008

ARTÍCULOS

 

Año 6, Número 62, Octubre de 2007

MATI: una publicación digital sobre la publicación digital, basada en la colaboración
Guillermo Chávez Sánchez
Adrián Estrada Corona

La habilidad del hombre y su necesidad por transmitir mensajes o conocimiento lo llevaron a crear los medios de comunicación, como el servicio de correo, el telégrafo, el teléfono, la radio, el cine y la televisión. El telégrafo fue la primera forma de comunicación electrónica a distancia, experimentada por Samuel Morse en 1837 gracias a la electricidad. Así, desde la fuerza física de un mensajero para trasladar información hasta la aparición de las tecnologías de la información y la comunicación, la humanidad ha visto desarrollada su capacidad de expresión.

Durante las últimas décadas del siglo XX se presentó un gran avance en el campo del desarrollo tecnológico, que en los inicios del XXI se ha visto acelerado. Su mayor y mejor expresión se ha dado en las tecnologías de la información y la comunicación (TIC), que con el antecedente del telégrafo podría corresponderles la denominación de telecomunicaciones modernas.

Los medios de comunicación tradicionales y las TIC coexisten en la actualidad, pero estas últimas han alcanzado un desarrollo propicio para que otros medios como los diarios, la radio, la telefonía y la televisión hayan convergido en Internet, logrando con ello su versión digital. Así, también, las nuevas tecnologías han incidido en la producción de publicaciones electrónicas como libros y revistas.

Internet es usado para escuchar una estación radiofónica, hacer llamadas telefónicas, ver un programa de televisión, leer la versión digital de un periódico, consultar un libro y leer un artículo en una revista, así como enviar correos electrónicos, compartir archivos, hacer compras, revisar estados de cuenta bancarios o simplemente “chatear” al conversar con otras personas ubicadas en sitios distantes. En el quehacer académico, Internet ha contribuido a darle auge a la edición de publicaciones digitales, lo cual ha atraído tanto a autores como a lectores.

Las publicaciones digitales

En los años ochenta del siglo XX, Miguel de Moragas observó que la imprenta era un modo de expresión que llevó a la creación de archivos y bibliotecas, los cuales se convirtieron en la base de la transmisión del saber, pues se transformaron en un elemento esencial para el aprendizaje de la lectura y el establecimiento de la educación de masas, enriqueciendo así, el contenido de las comunicaciones.

En cuanto a la edición, las TIC han permitido publicar sin papel, algunas veces de una manera sencilla y relativamente menos costosa, al igual que en su momento la imprenta favoreció la producción de libros para permitir el acceso al conocimiento. Con este mismo fin, en la actualidad surgen cada vez más editoriales digitales, que tienen una presencia independiente y un proceso propio de publicación.

Basada en el modelo tradicional de publicación, la tecnología digital permite crear, además de páginas web, la publicación de libros y revistas electrónicas en Internet, favoreciéndolos debido a que posibilita la edición, la producción y la publicación entre académicos e investigadores o cualquier otro usuario, quienes se convierten en autores y editores de sus propias obras. Estas obras pueden ser libros y revistas alojados en la red, y ejemplares en CD-ROM, soporte alternativo para la portabilidad de contenidos.

Las páginas web son publicaciones digitales dinámicas, porque en ellas pueden efectuarse funciones como el establecimiento de vínculos a diferentes partes de un documento y a otras páginas web, así como hacer uso de servicios y aplicaciones que enriquecen la información. El libro electrónico, también conocido como libroweb, es una alternativa para la transmisión y la consulta del conocimiento, sin papel ni tinta, cuyo arraigo entre los usuarios de la red se finca en la posibilidad de la colaboración de los autores.

Las revistas digitales, por su parte, son muestra de una nueva manera de transmitir el conocimiento, debido a los recursos que se utilizan en su producción, como el hipertexto, el sonido, el video, las imágenes y las animaciones; además de la rapidez para el acceso, posibilidades de búsqueda y recuperación de información, actualización constante y la posibilidad de interaccionar con los usuarios.

Gracias a las posibilidades técnicas de Internet, las alternativas han permitido la exploración de nuevas formas de edición digital, más allá de las convencionales publicaciones no periódicas y las periódicas. Así, en comparación con los medios de comunicación tradicionales, los grandes recursos con que cuenta la Web la hacen muy versátil, lo cual impulsa a los editores a intentar nuevas opciones de publicación para lograr una mayor participación de autores y lectores en lo relacionado con la generación de contenidos.

De esta manera, fue concebido digitalmente MATI: Sobre la letra digital, proyecto editorial de la Dirección General de Servicios de Cómputo Académico (DGSCA) de la UNAM, basado en la colaboración de los autores para compartir experiencias acerca de las publicaciones digitales. El contenido en este sentido es monotemático, conformado por artículos breves que abordan aspectos esenciales de las publicaciones digitales, como el diseño, las herramientas para concebirlas, el empleo de información y la realización de proyectos, por mencionar algunos.

MATI: Sobre la letra digital. Foro abierto a la comunidad internet

Publicación electrónica que aborda temas sobre las publicaciones digitales, que se encuentra alojada en http://www.mati.unam.mx. Mati es una palabra náhuatl que significa saber, por ende alusión al conocimiento, y en este caso por su temática sobre la publicación digital, puede interpretarse como la acción de “saber acerca de la letra digital”.

MATI: Sobre la letra digital ha congregado a autores y lectores, no sólo universitarios, sino a gente especializada en publicaciones varias, contando hasta septiembre de 2007, con un acervo de 156 artículos.

Las secciones en que está dividida MATI: Sobre la letra digital, son: Propiedad intelectual, Digitalización, Diseño, Evaluación, Herramientas, Modelos de publicación, Organización y manejo de información, y Proyectos. Todos ellos aspectos a partir de los cuales debe concebirse una publicación digital, para atraer el interés y motivar la participación, pues son factores esenciales que permiten establecer la calidad de una edición digital, su funcionalidad y la interacción.

MATI está disponible y abierta a la participación de cualquier usuario de Internet, interesado en el tema de la edición digital, lo mismo que para especialistas y expertos editores que deseen contribuir con su experiencia y conocimiento a la cultura de la edición digital.

Publicaciones como MATI sientan las bases para promover la diversidad en la Web como medio de comunicación en cuanto a la colaboración y el impulso a la escritura colaborativa por ser: Un conjunto de personas (pueden ser comunidades) que utilizando la comunicación en línea (Internet) y mediante un conjunto de herramientas de software (Blogger, WordPress, wiki, etc.), realizan aportaciones individuales para crear un documento en específico, utilizando todos ellos las mismas normas, metodologías y el mismo objetivo previamente establecido. Además, MATI integra una concepción digital que se ha ido moldeando conforme avanzan las tecnologías de información y comunicación.

Herramienta utilizada

MATI es una publicación realizada con MAMBO versión 4.5.2 http://www.mambohispano.org un gestor de contenidos con licencia pública general GNU/GPL. Este tipo de software es de distribución libre (Open Source), por lo que el sistema básico se puede descargar, instalar, usar y modificar libremente. Sin embargo, también existen otros componentes o módulos adicionales que tienen un costo y con los cuales es posible implementar soluciones adecuadas al tipo de publicación por realizar.

MAMBO opera con el uso de estándares como el lenguaje de programación PHP y el manejador de base de datos MySQL versión 5.0.18. Soporta diferentes sistemas operativos como Linux, MacOSX server, Solaris y Windows. Así, al hacer uso de bases de datos relacionales es posible conservar la información histórica y realizar búsquedas sobre éstas, siendo ideal para la publicación electrónica de sitios dinámicos; al tiempo que maneja distintos niveles de seguridad para los usuarios y administradores, y ofrece una alternativa de solución óptima para la edición y publicación de artículos vía remota. Con la utilización de hojas de estilo en cascada CSS, es posible personalizar elementos como la interfaz gráfica, los menús, la jerarquización de la información o la generación automática de noticias, por mencionar algunos. De igual manera, es posible poner en práctica elementos adicionales como foros o libros de visitas.

Las opciones que ofrece este manejador se entrelazan perfectamente con el dinamismo y el tipo de información que se publica en MATI, así como con el uso que se le pretende dar, en tanto sus herramientas permiten la interacción entre administradores, autores y editores para trabajar en un ambiente de colaboración.

Fuentes consultadas:

  • Baltasar, Luis E. “Escritura colaborativa” [en línea]. MATI: Sobre la letra digital.
    5 noviembre 2005.
  • http://www.mati.unam.mx/index.php?option=com_content&task=view&id=111&Itemid=50 [Consulta:6 septiembre 2007].
  • Guzmán, Clara y Estrada, Adrián. Edición y derechos de autor en las publicaciones de la UNAM. México: UNAM (2007), en http://www.edicion.unam.mx.
  • Martínez, José Antonio. “Mambo: una herramienta en la publicación electrónica” [en línea]. MATI: Sobre la letra digital. 6 febrero 2007.
  • http://www.mati.unam.mx/index.php?option=com_content&task=view&id=326&Itemid=49 [Consulta: 11 septiembre 2007].
  • Moragas, M. de “Sociología de la comunicación de masas”. Barcelona: Gustavo Gili. (1985). 614 pp.
  • Pablos, de J. M. “La red es nuestra: el ‘periódico’ telemático, la revista en línea, la radio digital y el libroweb cambiarán las formas de comunicación social”. México: Paidos. (2001). 272 pp.


 

 

 

Inicio | Contacto |

tml>