Universidad Nacional Autónoma de México
Dirección General de Servicios de Cómputo Académico
Año 7 Núm. 74, Publicación Mensual, 27 de Noviembre de 2008

ARTÍCULOS

 

Año 4, Número 44, Noviembre de 2005

Estándares y especificaciones para e-learning

Clara López Guzmán

 

 

 

Dentro de los entornos e-learning participan individuos con distintos intereses y objetivos, sistemas informáticos con funciones diversas y tecnologías heterogéneas, así como contenidos con características, objetivos y formatos de todo tipo. En este complejo ámbito, un reto es la interoperabilidad, esto es, entornos o sistemas de diferentes desarrolladores para distintas aplicaciones y contenidos diversos, que trabajen juntos en sistemas distribuidos de aprendizaje.

Para lograr dicha interoperabilidad es necesario apegarse a los estándares y a las especificaciones que importantes grupos del sector e-learning desarrollan.

En la educación en línea, los estándares se ven como necesarios ahora más que antes, dado el alcance global que tienen las aplicaciones e-learning en los sistemas de telecomunicación, y el creciente interés de los individuos en la autoformación y en el aprendizaje a lo largo de toda la vida; todo ello marca un aumento en el uso de estos modelos que crecen de forma dispersa y demandan de esfuerzos conjuntos para expandirse.

La estandarización se requiere a distintos niveles, primero, cuando los recursos son creados deben considerarse tecnologías, políticas y formatos compatibles con lo común en el sector; segundo, cuando esos recursos son incluidos en un repositorio, y deben ser descritos, se utilizarán esquemas que aseguren su fácil localización y compatibilidad con otros sistemas de metadatos; tercero, cuando esos recursos sean utilizados y tengan que incorporarse a diferentes servicios, repositorios, plataformas y aplicaciones en un contexto dado; y cuarto, cuando los sistemas involucrados en un entorno tengan que interoperar con otros para cumplir sus funciones o ampliar sus capacidades.

La creación de estándares globales es una tarea compleja, sin embargo, diferentes grupos trabajan en el desarrollo tanto de especificaciones como de estándares en los distintos niveles requeridos, para establecer entornos e-learning integrados.

Diferencia entre estándares y especificaciones

Un estándar es un patrón, una tipificación o una norma sobre cómo realizar algo; los hay de dos tipos: estándares de jure, cuando provienen de una organización acreditada que certifica una especificación, y estándares de facto, cuando la especificación se adopta por un grupo mayoritario de individuos. Entonces, un estándar regularmente proviene de una especificación, esto es, de un conjunto de declaraciones detalladas y exactas de los requisitos funcionales y particularidades de algo que quiere construirse, instalarse o manufacturarse.

Los estándares sólo pueden producirlos cuerpos internacionales reconocidos por uno o varios gobiernos nacionales; por ejemplo, cuando se habla de estándares web producidos por el Consorcio de la World Wide Web, éstos realmente, producen especificaciones, no estándares.

No hay un proceso específico para la conformación de un estándar de jure, pero de forma típica se siguen los siguientes pasos:

  1. Investigación y desarrollo.
  2. Desarrollo de una especificación.
  3. Pruebas.
  4. Acreditación e internacionalización del estado del estándar.

En el área educativa, las especificaciones son formalmente remitidas al LTSC (Learning Technology Standards Committe), Comité especializado en e-learning del IEEE, única organización acreditada de estandarización. Hasta el momento, el único estándar emitido es LOM (Learning Object Metadata), un esquema de metadatos para la descripción de recursos educativos.

Cuerpos de especificaciones y de estándares

Los esfuerzos de los cuerpos que desarrollan especificaciones y estándares están orientados hacia una forma común de identificar, definir y comunicar a todos los recursos involucrados en un entorno e-learning (contenidos, docentes, estudiantes, aplicaciones, proveedores, etcétera). A continuación, se describen los cuerpos que trabajan en el desarrollo de propuestas para la estandarización del e-learning:

  • AICC (Aviation Industry Computer-Based Training Comitee). Es una asociación de entrenamiento profesional basado en tecnología. Se reconoce como una de las precursoras de la estandarización de materiales para entrenamiento profesional. http://www.aicc.org/
  • IMS Global Consortium Inc. Cuenta con miembros de organizaciones comerciales, educativas y gubernamentales dedicadas a definir y distribuir arquitecturas abiertas para actividades de educación en línea. Uno de sus resultados es lo que se conoce como el estándar IMS. http://www.imsproject.org/
  • ADL (Advanced Distributed Learning). La misión de ADL es la de proveer acceso de la más alta calidad en educación y entrenamiento, en cualquier lugar y momento, para lo cual crean el modelo SCORM (Shareable Content Object Referente Model). http://www.adlnet.org/
  • ARIADNE (Alliance of Remote Instructional Authoring and Distribution Networks for Europe). Patrocinado por la Unión Europea, este proyecto está enfocado al desarrollo de herramientas y metodologías para producir, administrar y reutilizar elementos pedagógicos basados en computadora, así como la currícula de entrenamiento a distancia. http://www.ariadne-eu.org
  • IEEE/LTSC (Institute of Electrical and Electronics Engineers/Learning Technology Standards Committee). Es una asociación internacional que dentro de su organización cuenta con el Comité de Estándares para Tecnología del Aprendizaje o LTSC, encargado de desarrollar estándares técnicos, recomendaciones y guías para la tecnología educativa. http://www.ieee.org
  • W3C. (World Wide Web Consortium). Se encarga del desarrollo de tecnologías interoperables (especificaciones, normas, software y herramientas) para aprovechar todo el potencial del web. Aunque no está directamente vinculado con el desarrollo del e-learning es importante mencionarlo, ya que de la interoperabilidad de la web dependen muchas de las funciones de la educación en línea. http://www.w3.org

De estos grupos de desarrollo, las propuestas más ampliamente adoptadas, en gran número de herramientas, han sido las de IMS Learning Consortium y la de ADL, que han tenido como resultado las especificaciones IMS y el modelo SCORM, respectivamente. Existen otros grupos que no están directamente vinculados con el e-learning, ni con el desarrollo general de sus estándares, pero trabajan en la estandarización de tecnologías para el desarrollo de repositorios, enfocados a autorización, identificación de objetos, metadatos y protocolos de mensajes. Estos grupos son: Internacional Organization for Standardization / Internacional Electrotechnical Comission (ISO/IEC, http://www.iso.org), Organization for the Advancement of Structured Information Standards (OASIS, http://www.oasis-open.org), International Digital Enterprise Alliance (IDEAlliance, http://www.idealliance.org) y The International DOI (Digital Object Identifier) Foundation (http://www.doi.org).

Ventajas del uso de estándares

Los estándares han sido un elemento indispensable para la masificación de cualquier tecnología, puesto que favorecen el crecimiento, la expansión y la generalización. En el campo del e-learning están en proceso de comprensión y de adopción, y conforme se vayan introduciendo cada vez más, habrá beneficios en interoperabilidad, reutilización, manejabilidad, accesibilidad, durabilidad, escalabilidad y confiabilidad, tanto en contenidos como en infraestructura y funcionalidad.

Muchas de las empresas y organizaciones que hacen desarrollos o imparten programas de educación a distancia ven estos beneficios reflejados como:

  • Contenidos reutilizables.
  • Consistencia en la descripción de los contenidos.
  • Normalización en la organización de sus recursos.
  • Acceso a más contenidos, de mayores fuentes y fácilmente localizables.
  • Persistencia de sus acervos.
  • Migración sencilla de sus sistemas a nuevas versiones, e incluso a una nueva plataforma.
  • Comunicación e intercambio de información con otros sistemas.
  • Administración de la información apropiada tanto del recurso como del estudiante.
  • Extensión de los servicios y de las capacidades de las plataformas.
  • Inversión asegurada en la infraestructura por mayor tiempo.

La utilización de estándares amplía las opciones de los usuarios finales y reduce las restricciones de los sistemas propietarios y de soluciones aisladas. Las instituciones, los docentes, los estudiantes y los proveedores se verán beneficiados al contar con contenidos flexibles, plataformas homogéneas y bases de datos compartidas y distribuidas.

Para mayor información:

http://www.adlnet.org/scorm/index.cfm

http://www.cetis.ac.uk/static/why.html

http://www.imsglobal.org/specifications.cfm

http://www.ecampus.cl/Textos/tecnologia/
clara_lopez/clara.htm

http://www.masie.com/masie/default.cfm?
page=standards

Inicio | Contacto |